martes, 17 de enero de 2017

ORACIÓN DE UN DESOCUPADO - JUAN GELMAN



ORACIÓN DE UN DESOCUPADO

Padre,
desde los cielos bájate, he olvidado

las oraciones que me enseñó la abuela,

pobrecita, ella reposa ahora,

no tiene que lavar, limpiar, no tiene
que preocuparse andando el día por la ropa,
no tiene que velar la noche, pena y pena,
rezar, pedirte cosas, rezongarte dulcemente.
Desde los cielos bájate, si estás, bájate entonces,
que me muero de hambre en esta esquina,
que no sé de qué sirve haber nacido,
que me miro las manos rechazadas,
que no hay trabajo, no hay,
bájate un poco, contempla
esto que soy, este zapato roto,
esta angustia, este estómago vacío,
esta ciudad sin pan para mis dientes, la fiebre
cavándome la carne,
este dormir así,
bajo la lluvia, castigado por el frío, perseguido
te digo que no entiendo, Padre, bájate,
tócame el alma, mírame
el corazón,
yo no robé, no asesiné, fui niño
y en cambio me golpean y golpean,
te digo que no entiendo, Padre, bájate,
si estás, que busco
resignación en mí y no tengo y voy
a agarrarme la rabia y a afilarla
para pegar y voy
a gritar a sangre en cuello 

Juan Gelman 










El lunes 16 de enero, los trabajadores de la gráfica Artes Gráficas Rioplatense del Grupo Clarín, la imprenta más grande del país, ubicada en el barrio de Pompeya, se disponían a entrar a trabajar y se encontraron con un cartel de la empresa donde se anunciaba  la decisión de cerrar la planta y dejar a 380 familias desamparadas, aduciendo una crisis que no es tal (allí se imprimen "Revista Viva", "Rumbos", "Genios", "Jardín", "Cablevisión", guías telefónicas, libros escolares, folletería, etc). Se trata de una maniobra que busca quebrar la organización de la planta para imponer un ajuste que, apoyada por la política oficial, ya ha avanzado en otros sectores del gremio. 
Los trabajadores de AGR-CLARÍN se encuentran en este momento en la planta de Pompeya desarrollado un paro por tiempo indeterminado en defensa de sus puestos y condiciones de trabajo. Tanto ellos como sus familias han sido reprimidos por Policía Federal y Gendarmería.



No hay comentarios:

Publicar un comentario