lunes, 28 de mayo de 2012

OFICIO


OFICIO



Te digo que no,

que a esta altura de la vida

-de la muerte-

no tengo tiempo para sacramentos.

Y sin embargo escribo.

Este es mi oficio:

empolvar con mi harina el pan ajeno,

ser una fiera inhábil

que te salta a los ojos.

La llave que abre los poros,

los cerrojos de sangre.

A mí me duele

y a vos

te resulta indiferente.

En el peor de los casos.

En el mejor, te asusta un poco.



(Claro que es un juego perverso,

una ofrenda

de sordidez e inocencia).



La poesía desordena los cuerpos.

Es el cuchillo que revierte

el vértigo que lo empuña.

Todos los poetas estamos heridos

(entonces,

todos los hombres son poetas:

algunos escriben,

otros llegan a Dios

por el camino más corto).




Arte:  Mijn Schatje

Mención de Honor "La Pluma de Plata 2013" IV Certamen Internacional de Cuento y Poesía,  Círculo Pehuajense de Escritores  y Lectores, Pehuajó, Bs. As. (2013)


No hay comentarios:

Publicar un comentario