miércoles, 4 de abril de 2012

"HERMANO"

3 de abril de 2012


Hermano. Raquel Fernández




Raquel Fernández nació en 1967, en Avellaneda, Pcia. de Bs. As. Es poeta y Profesora de Nivel Inicial. Por su labor poética obtuvo 29 primeros premios nacionales, a los que se le suman reconocimientos en España y E.E.UU. Es autora de dos poemarios, “Revelaciones” y “Ojos que miran al cielo”. Ha publicado en antologías, diarios, revistas y sitios web. Es convocada a participar como jurado en concursos literarios. Durante tres años coordinó un Taller Literario gratuito para adultos mayores y condujo un programa radial, “En mi vida”,  en una FM local.



Este libro no es un libro más para Raquel, si bien cada libro se gesta desde la profundidad de nuestro ser para que el poema crezca libre y diga lo que tiene que decir; este libro nace de la hondura misma del dolor.
Al acercarnos a la poesía cruda y desnuda de Raquel en este “Hermano”, se presiente, se vislumbra, un abrir de puertas donde la autora no deja de ejercer este oficio de Poeta al que fue llamada desde el otro lado de la tierra, donde nace la esperanza.

Claudia Vázquez 




Hermano
KATA TON DAIMONA EAYTOY


“Y si dijera que realmente te amaba…
(…) Quizás te reirías y dirías que vivíamos
en mundos diferentes…”

Paul McCartney, “Here Today”


Sin prefacios llegará la primavera.
Como si tu ausencia fuera nada.

Rodarán días para desperdiciar el alma,
para negar la luz,
para saber que la piel es poco más
que un pájaro de escombros.
Girarán días blancos, días negros,
días disputándose tu nombre.
Las piezas de un ajedrez idiota.

Y yo evocando.
Yo remirándote el corazón errado,
el cuerpo repartido sobre baldosas blancas.
Yo ensanchando las manos
para alcanzar la tierra que te asfixia.
Yo poniéndote un trueno entre los labios.
Sin hablar de risibles amapolas.
Aceptando el pan ácimo del pésame.
Aceptando tu danza con la muerte,
tu decisión de ser la isla,
el lobo solitario.

Esto es la vida.
Una nadería. Un plato de viento.
Ahora todos los platos están rotos.
Hay que afilar el grito,
hay que llenarse de polvo la faringe
y ahogarse
con un gato de niebla en la garganta.

Hay que cazar las bestias que soltaste
porque dolían tanto.


* - * - * - * - * - * - * - * - 

Pesadilla

“Al final, da un paso a la luz.
Bajo el sombrero estropeado, es todo lo que me temía.”
Brian Hodge


Ahora quiero preguntarte por qué.
Por qué la Muerte jamás viene sola.
Porque no se basta a sí misma.
No se remite a un sobrio colorín colorado.
No pretendo perdices, está claro.
Pero por lo menos un final decente.
Un final que desclave de sus goznes
la carne desprovista
y apure el mutis por el foro
de todos los actores de reparto.
Nosotros.


Ahora quiero preguntarte cómo se hace
para alcanzar la supuesta ignorancia de los muertos
si los vivos rebuznan manotazos,
si no rozan siquiera
lo que en verdad importa.
Y vos,
descifrado, explicado, traducido,
sos esto y sos aquello,
y, además, sos el botín de guerra.
A ver quién se queda con el mejor pedazo.
A ver a quién le cerraste la puerta en las narices.
A ver a quién dejaste entrar en el cubil del lobo.
Amar. Odiar.
Por qué no nos vamos todos al carajo.

Ahora quiero preguntarte por qué no estoy llorando.
Por qué le grito a la chica de la tele
“¡Estás dormida, idiota, despertate!”,
y ella sigue corriendo para el lado
donde ni vos ni yo correríamos nunca.

Cuántas veces vimos esta película de mierda.
No sé por qué sigo insistiendo.
Si la pesadilla es ésta.


Datos del libro:
Hermano, por Raquel Fernández, 1a ed., Villa María, El mensú ediciones, 2011, 86 p.; 20x14 cm, (Ciudad y río; 11). ISBN 978-987-27570-4-5         


EL MENSÚ EDICIONES



2 comentarios:

  1. Hola Raquel. Volví a leer tu poema: Hermano. Cada tanto lo leo de nuevo, y siempre me deja con el mismo nudo en la garganta que cuando lo escuché por primera vez en la biblioteca de San Martín, en 2011. Ese día me ragalaste tus libros.
    Espero que estés bien. Un abrazo! Javier

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Javier! Por supuesto que te recuerdo! Un abrazo!

      Eliminar